Más artículos
"Un desastre": la alarma que encendió la OMS sobre los eventos deportivos

"Un desastre": la alarma que encendió la OMS sobre los eventos deportivos

"Un desastre": la alarma que encendió la OMS sobre los eventos deportivos
Según la Organización Mundial de la Salud, pensar en grandes multitudes de 40.000, 50.000 o 60.000 personas representaría un riesgo enorme
Por iProfesional
05.08.2020 18.48hs Actualidad

Mientras se sigue en la carrera de la vacuna por el Covid-19, la Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió que la presencia masiva de público en eventos deportivos en países donde se incremento la transmisión local del coronavirus podría llegar a ser "desastrosa".

El director de emergencia sanitaria de la entidad, Michael Ryan, consideró "irreal" la posibilidad de ver grandes cantidades de espectadores en los estadios, como algunos suponen o impulsan en el corto plazo.

Consultado durante un chat en vivo en las redes sociales de la OMS, el epidemiólogo irlandés explicó que hoy por hoy resulta imposible determinar a ciencia cierta cuándo podría llegar a suceder eso.

"No lo sabemos. Pero pensar en grandes multitudes de 40.000, 50.000 o 60.000 personas representaría un riesgo enorme no sólo para quienes concurran a los estadios sino para quienes lo hicieran utilizando medios de transporte públicos", aclaró.

"Imagínense todos los problemas que tenemos hoy con los locales nocturnos y los bares y multipliquen ese escenario por un lapso de cuatro o cinco horas en los que miles de personas convergen en un mismo lugar con el mismo transporte público", graficó.

"Sería un desastre", resumió Ryan al explicar que resulta "poco realista pensar que en los países donde el coronavirus logró transmitirse de manera local puedan llegar a darse ese tipo de convocatorias durante este año".

"Cuando las cosas mejoren, podríamos llegar a pensar en pasar de cero a 1.000 o 2.000 personas", completó.

ccc
Pensar en grandes multitudes de 40.000, 50.000 o 60.000 personas representaría un riesgo enorme

Se demoran las reuniones sociales en el país

Las reuniones sociales quedarán prohibidas hasta el 16 de agosto en todo el país, de acuerdo con un decreto de necesidad y urgencia (DNU) que firmó este lunes el presidente Alberto Fernández, en el marco del inicio de una nueva etapa de aislamiento.

La decisión se encuadra en la etapa de aislamiento social, preventivo y obligatorio (Aspo) que, desde el lunes y hasta el 16 de este mes, continuará sin cambios en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), en la fase 3, iniciada el 18 de julio pasado, debido al aumento de contagios y de muertes por coronavirus en los últimos 15 días.

La secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti,Vizzotti apoyó la decisión del gobierno en el hecho de que se observó un aumento "importante" de casos de Covid-19 en las provincias que pasaron del Aspo al Dispo (distanciamiento social preventivo y obligatorio).

"Es por eso que en el DNU de mañana, en esta nueva normativa y por estos 15 días, hasta el 16 de agosto, se van a suspender las reuniones sociales en todo el territorio nacional", remarcó, y explicó que la medida apunta a que "se puedan controlar" los lugares donde se producen los "brotes" y para que no se "minimice la posibilidad" de que eso también ocurra en los lugares sin contagios.

"El riesgo aumenta en las reuniones sociales, tanto en los lugares donde está autorizado hacerlas, como donde no está autorizado y se realizan igual", apuntó Vizzotti y explicó que en esas circunstancias suelen distenderse los cuidados, como el uso de tapabocas, el lavado de manos, mantener los ambientes ventilados o los 2 metros de distancia.

El riesgo aumenta en las reuniones sociales, incluso en los lugares donde está autorizado hacerlas

Se demora la flexibilización

El DNU es también el correlato del mensaje del Presidente del viernes pasado -cuando anunció la continuidad de la cuarentena-, en el que había advertido que quienes incurrieran en la violación del aislamiento estricto en las casas deberán enfrentar consecuencias penales por "favorecer la transmisión de una enfermedad".

La Ciudad de Buenos Aires y la provincia habían retornado el 18 de julio último a la fase 3 de la cuarentena, con un esquema de apertura escalonada de actividades en los dos distritos y restricciones en la circulación.

Sin embargo, Fernández, al renovar por novena vez la cuarentena, anunció el viernes último que la medida continuaría sin flexibilizaciones hasta el 16 de agosto debido al aumento de contagios y de la tasa de mortalidad en el AMBA.

Además, el jefe de Estado sostuvo que en otros lugares del país, como Córdoba, Mendoza, Jujuy, Chaco y sur de Santa Fe, crecieron los casos de Covid-19, producto de la irradiación de la circulación del virus.

En esta nueva etapa se mantendrá la prohibición de realizar "encuentros sociales" y el presidente advirtió el viernes que quienes "incurran" en la violación de la cuarentena estricta en las casas deberán enfrentar consecuencias penales por "favorecer la transmisión de una enfermedad".

Temas relacionados
Lo más leído
Más sobre Actualidad