Más artículos
Últimas noticias
Ahora en portada
Últimas noticias

Modo pausa: empresas reducen inversiones y aumentan el pago de dividendos a sus accionistas

Modo pausa: empresas reducen inversiones y aumentan el pago de dividendos a sus accionistas
En lo que va de octubre ya se anunció la distribución de $22.000 millones entre accionistas de firmas energéticas y de infraestructura
Por Andrés Sanguinetti
13.10.2019 01.01hs Negocios

Con la campaña electoral en pleno desarrollo y la casi certeza de que, de la mano de Alberto Fernández, el kirchnerismo volverá al poder después del 10 de diciembre, las grandes empresas comenzaron a frenar o reperfilar planes de inversión. Prefieren, en cambio, distribuir dividendos entre sus accionistas.

Se trata de fondos que, en la actualidad, las compañías tienen resguardados para encarar inversiones productivas pero que, con el cambio de expectativa política y la profunda crisis económica y financiera del país, no tiene sentido que los destinen a planes para expandir sus operaciones o negocios.

La mayoría de los directorios de estas empresas, tanto locales como multinacionales, refieren al riesgo electoral y a la retracción de la economía como las principales razones que las llevaron a pensar en repartir fondos -que anteriormente estaban destinados para encarar proyectos en el país- entre sus accionistas.

De hecho, solamente durante este mes de octubre en la Bolsa de Comercio de Buenos Aires se han recibido notas de varias empresas informando sobre distribución de dividendos por un total cercano a los $22.000 millones.

Una cifra importante, si se tiene en cuenta que durante todo el primer semestre del año hubo 26 empresas que pagaron dividendos en efectivo por $44.170 millones. Es decir que en un solo mes del segundo semestre se acumularon pagos por la mitad de lo abonado entre enero y junio pasados.

Como ejemplos se pueden citar a empresas del sector energético, de las telecomunicaciones, obra pública e infraestructura, entre otras.

Un caso es el de Telecom Argentina que, en una asamblea que se llevó a cabo el pasado 10 de octubre, decidió destinar u$s300 millones -o casi $18.000 millones- para distribuir en concepto de dividendo entre sus accionistas.

El dinero será abonado en efectivo el próximo miércoles 18 de octubre, en dólares de libre disponibilidad y los fondos provendrán de desafectar totalmente la "reserva facultativa para futuros dividendos en efectivo" que ascendía a algo más de $15.400 millones. También se hará lo mismo, pero de manera parcial, con fondos reservados para mantener el nivel de inversiones en bienes de capital y de solvencia de la compañía por otros $1.955 millones.

Según informó la empresa en una nota enviada a la Bolsa de Comercio de Buenos Aires "de los datos que surgen de los estados financieros de la sociedad al 30/06/2019 y los flujos de fondos proyectados, la situación económico financiera y de caja de la sociedad permiten afrontar este pago de dividendos".

En ese comunicado, previo a la decisión adoptada por la asamblea de accionistas, la empresa explicaba que las razones para defender semejante nivel de reparto de dividendos se vinculan a criterios como el de mantener y asegurar una adecuada "remuneración de todas nuestras fuentes de financiamiento, tanto a nivel de deuda como de capital".

También a desarrollar un plan de inversiones con líneas de financiación de terceros y emisión de deuda, manteniendo un determinado ratio de endeudamiento, además de encarar un manejo del nivel de liquidez más conveniente para la compañía.

Otro caso es el de la sociedad controlante de las principales autopistas de la Argentina. Es decir, del grupo Abertis, que tomó la decisión de repartir $1.350 millones entre sus accionistas.

De este monto, $1.000 millones serán destinados a los tenedores de acciones de Autopistas del Sol (Ausol). Esta empresa está a cargo de la concesión de la Panamericana, Acceso Norte y también de las obras de infraestructura en la Avenida General Paz.

El resto del dinero, es decir otros $350 millones, se repartirá entre los accionistas de Grupo Concesionario del Oeste (GCO), concesionario del Acceso Oeste.

Para hacer frente a esta distribución, durante la celebración de sendas asambleas de accionistas se autorizó a los directorios de las dos sociedades a desafectar de manera parcial dinero de las llamadas Reservas Facultativas para Futura Distribución de Dividendos.

En el sector energético, un ejemplo es el de AES Argentina Generación, cuyo directorio tomó el mismo camino y aceptó aprobar el pago de dividendos anticipados por la suma total de $2.530 millones.

Este monto se cancelará principalmente en especie y su remanente en efectivo, y serán beneficiarios los accionistas de la sociedad, en proporción a sus tenencias accionarias.

Del mismo modo, Transportadora de Gas del Norte (TGN) resolvió distribuir la totalidad de la Reserva Voluntaria para Futuros Dividendos por una suma algo mayor a $ 648 millones, que se efectivizarán el próximo 16 de octubre.

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain. CLICK AQUÍ
Temas relacionados
Negocios en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Más sobre Negocios